Todos sabemos que el perro lleva con el hombre miles de años y que en este tiempo ha desarrollado  a la perfección muchos y diferentes trabajos. Ha ayudado en la caza al cazador, al pastor con el ganado, ha guardado las pertenencias de su amo y en algunos casos ha dado su vida por la de las personas y gracias a su excelente olfato ayuda a la policía en la detección de drogas explosivos  y búsqueda de personas.

Pero …¿son tan diferentes el olfato del perro y el humano?.  Juzguen ustedes

En el interior de las fosas nasales del perro se encuentra una membrana recubierta, dependiendo de la raza, de entre 150 y 300 millones de células olfativas, mientras que  el hombre solo tiene 5 millones.

Además, cada célula olfativa del perro tiene entre 100 y 150 cilios ( los cilios son prolongaciones de la célula en forma de filamentos vibratorios) que se estimulan ante las partículas olorosas, mientras que los humanos de 6 a 8. En consecuencia, a mayor número de cilios mayor contacto con las partículas olorosas, es decir, mejor olfato. Pero aun hay más, ya que el perro para percibir un olor  necesita unas 9.000 partículas mientras que el hombre necesita 7 billones.

Como verán, el olfato del perro no tiene nada que ver con el nuestro. El mundo del perro es un mundo de olores. Olfatea el aire, el suelo, a sus congéneres, a las personas …..¡ y todo le da información!

En la lucha diaria para intentar paliar una enfermedad tan terrible como el cáncer muchos científicos de todo el mundo, han optado  por utilizar perros, ya que les hace únicos para detectar ciertos componentes químicos que desprenden los tumores.

Ya se están utilizando en muchos países los perros llamados  biodetectores . La explicación de que un perro entrenado pueda detectar un cáncer con oler simplemente el haliento , la orina ó la piel del enfermo es porque  perciben 100 millones de veces más los ácidos grasos que están relacionados con nuestro olor corporal.



El departamento de cirugía de la Universidad de Kyushu, en Japón, realizó un estudio con 306 participantes, 48 de los cuales padecían cáncer de Colon. El perro, un Labrador  adiestrado, después de oler heces y aliento a los participantes tuvo un 95% de aciertos. Este es un dato publicado en la revista médica British Medical Journal. También se demostró que el perro detecto pólipos malignos que la Colonoscopia no había detectado.

La Fundación Pine Street en California, EU está dedicada a la investigación de terapias complementarias para pacientes con cáncer. En dicha fundación y con solo 3 semanas de entrenamiento, 2 Perros de Aguas y 3 Labradores fueron capaces de identificar,  a través del aliento, a pacientes con cáncer de pulmón y de mama con un acierto entre el 88% y el 97% .

La revista médica británica Gut también ha publicado datos de otros estudios igualmente con magníficos resultados

El 1º caso de una detección de cáncer fue el de Tilly, un Dálmata que en 1989 salvó la vida de su dueña al detectarle un melanoma. Durante meses Tilly olfateo un pequeño lunar que su dueña tenía en una pierna. En una reunión de amigos dicha señora comentó sin dar importancia la costumbre de su perro. Entre los amigos se encontraba un médico que quiso ver  el lunar y le recomendó que se hiciera unas pruebas. Pruebas que confirmarían que tenía un tumor que debía operarse. A partir de Tilly comenzaron los estudios

El Dr Armand Cognetta, dermatólogo residente en Florida, entreno varios perros para detectar cáncer de piel, y con uno de ellos llamado George logró el 99% de éxito y pudo incluso descubrir 6 melanomas invisibles al microscopio.

El equipo dirigido por el Dr.Jean-Nicolás Corun del Hospital Tenon de Paris utiliza perros para detectar el cáncer de próstata con magníficos resultados según publica la revista Europan Urology.

Estos y otros muchos prestigiosos Doctores de todo el mundo han demostrado que cada tipo de cáncer tiene un olor característico y que los perros entrenados son capaces de detectarlos incluso en su fase inicial.

Pero existen otras enfermedades en las que el perro nos ayuda.

Un perro puede ser entrenado para alertar de la inminencia de un ataque epiléptico varios minutos antes de que comiencen las convulsiones,  pero aun sin entrenar se pone alerta espontaneamente. Esto se debe a que los cambios cerebrales que ocurren antes de un ataque pueden ser reconocidos por el perro.

Estudios científicos de la Clínica Mayo en EU demuestran que las personas que tienen un perro y sufren un infarto sobreviven a él en mayor numero que las que no lo tienen. También han demostrado  que los dueños de perro tienen menos estrés , mas regularizada la presión sanguínea y menor ritmo cardiaco.

Los enfermos de Alzheimer  también pueden beneficiarse ya que si tienen un perro y se ocupan de él tienen un progreso más lento de la enfermedad y sufren menos depresiones, se sienten acompañados y tiene alguien que depende de ellos, haciéndoles sentir más útiles y ejerciendo un efecto de consuelo frente a la enfermedad que mejora su calidad de vida.

También pueden avisar a un diabético de una bajada de azúcar y seguro que dentro de unos años habremos encontrado nuevas tareas para nuestros amigos de 4 patas, pero no quiero dejar de hablarles de los perros de terapia y de los perros de ayuda ó de servicio.

Estos perros deben estar perfectamente socializados tener un temperamento tranquilo y estable, encontrarse cómodos en la presencia de sillas de ruedas, carritos de comida, muletas , bastones y todas los aparatos que normalmente se encuentran en un hospital. Deben ser obedientes,  moverse despacio y tener un aspecto agradable que nunca provoque temor. De esta manera se consigue poder llevar a los perros a residencias de mayores, hospitales, colegios especiales, internados para niños problemáticos etc.

Pero ¿qué es la terapia con animales y porque es beneficiosa?

La terapia con animales es una metodología que involucra a los animales en la prevención y tratamiento de patologías humanas, tanto físicas como psíquicas,  con excelentes resultados. La explicación a esto pasa por el sistema nervioso central y más específicamente por el sistema límbico del cerebro, que es el encargado de regular el componente emocional de nuestra conducta .El contacto con la naturaleza libera endorfinas a nivel del sistema nervioso central que generan tranquilidad, bienestar y optimismo, reforzando así el sistema inmune. Esto puede ocurrir con solo ver un bonito paisaje, pero los mejores resultados se obtienen cuando existe  interación directa con el hombre, es por esto que las terapias con perro dan excelentes resultados.

Existen dos tipos de terapia con perro,  una en la que el terapeuta utiliza el perro como un puente para llegar al paciente. Da muy buenos resultados sobre todo en niños autistas y con trastornos emocionales ya que ayuda a la comunicación, facilita el aprendizaje, la empatía y la compasión  hacía otros seres vivos. La otra terapia con perro, también llamada de ayuda, no necesita que el médico esté presente, ya que lo que se pretende es una labor social.

En residencias de mayores la presencia de un perro consigue que los ancianos sonrían y hablen más entre ellos, estén más atentos y tengan menos depresiones además de mitigar la soledad.. También se puede introducir el perro en sus ejercicios diarios  por ejemplo tirándole una pelota y pidiendo que la traiga, paseando con él etc. Los estudios realizados demuestran que los programas con perro producen mayores beneficios que la psicoterapia convencional.

La introducción de perros en el programa de visitas a hospitales infantiles es una realidad en muchos países y con resultados magníficos ya que establece lazos afectivos niño- perro logrando un progreso en la mejoría. Además los niños interiorizan rápidamente la experiencia y generan conductas afectivas con los animales que se perpetuaran a lo largo de su vida.

Las visitas a hospitales se iniciaron en Ucla EU: por iniciativa de Kathie Cole , enfermera de terapia cardiovascular que convenció a los directivos del centro de que los perros animarían a los pacientes que esperan durante meses el corazón de un donante, cayendo en muchos casos en un ciclo depresivo que baja sus defensas. Viendo el éxito obtenido son más de 600 los hospitales  en EU que utilizan perros tanto en actividades asistidas como en la terapia propiamente dicha.

En el Colegio médico de Virginia en Richmond, la Dra. Sandra Baker lleva consigo a su propio perro de raza Lhassa Apso en su visita diaria a sus pacientes. La Dra. Baker es autora de un estudio aparecido en Psyqhiatric Service en  el que se trató a 230 pacientes con y sin perro. Las sesiones con perro redujeron claramente la angustia en pacientes depresivos ó con demencia y también en pacientes psicóticos.

En el enorme complejo hospitalario de la Universidad de Ucla EU utilizan más de 40 perros de distintas razas desde 1980. En el hospital Monte Sinaí de Nueva York usan perros para la rehabilitación de pacientes con lesiones cerebrales y espinal. Mara Braum, profesora de enfermería de la Universidad de Texas ha escrito 13 libros sobre los beneficios médicos que ofrecen las mascotas.

Los perros aumentan el contacto social, favorecen el ejercicio físico y la vitalidad, suben la autoestima y reducen la tristeza, la ansiedad, la depresión y la soledad. Son los ojos de los invidentes mejorando su movilidad e independencia. Alertan a las personas sordas de sonidos como el despertador, timbre de la puerta, llanto de un niño etc. Para los discapacitados motrices pueden llevar objetos en la boca ó en una mochila, encender y apagar luces, abrir y cerrar puertas, dar la alarma si la persona cae al suelo, ayudarle a desvestirse y muchas cosas más que mejoran su calidad de vida.

Es una verdadera lástima que en nuestro país aún no estemos sacando a nuestro amigo todo el beneficio de que en otros lugares disfrutan. Yo hoy solo quiero darles una pequeña noción de lo que el perro hace por nosotros tan desinteresadamente y como imagino que los aquí presentes son amantes de los animales quisiera rogarles que todos juntos luchemos contra el abandono y el maltrato a los animales. Quien abandona un perro no solo le condena a sufrir hambre, sed, inclemencias del tiempo, dolor por la separación etc, sino que tampoco siente respeto por la vida humana. Son muchos los animales  abandonados que causan accidentes en las carreteras ó que contraen enfermedades contagiosas ó que atacan movidos por el dolor ….Ellos nos dan mucho sin pedir nada a cambio y merecen nuestro respeto , nuestra gratitud y nuestro cariño

Ghandi  decía que se sabe el grado de civilización de un país por la forma en que trata a sus animales ¡Demostremos que somos civilizados¡.





Gloria C. Esteban Lopez

Directora de la Escuela Canina de la Federación de Asociaciones para el Fomento y Conservación de las Razas Caninas.














 

Formaté como criador canino profesional. ¡Curso online!

Apúntate hoy mismo en la escuela canina de la FAC, formaté como criador canino profesional. Cursos online y presencial. Estudia desde tu casa a tu ritmo, examinate cuando estés preparado.

¡Prepárate para cumplir la nueva normativa!

Curso de crianza canina